23 de noviembre 2021


Héctor Enrique
, campeón del mundo con la Selección en México 1986, se lamentó por el asesinato de Lucas González y pidió que el caso «se esclarezca» pronto para que «la gente que hizo esto lo pague».

«Es una tristeza enorme la que viven y van a vivir los padres, los amigos. El chico fue a hacer lo que más le gustaba que era jugar a la pelota y unos policías atorrantes, de gatillo fácil, lo mataron», expresó el «Negro», de pasado en River, Lanús y Deportivo Español.https://24a5e36a43475c4857cf08023eca453a.safeframe.googlesyndication.com/safeframe/1-0-38/html/container.html

«Es algo totalmente increíble y yo lo pienso como si le hubiese pasado a mi hijo, en cómo estaría yo tan desesperado y con tanta bronca como los padres de este chico. Es lamentable que estas cosas sigan sucediendo y es lamentable tener policías así, aunque no todos los policías son así. Espero que se esclarezca y que pague quien tenga que pagar y vaya preso el que tenga que ir preso», agregó el exmediocampista en diálogo con Télam Radio.

Enrique calificó de «doloroso y lamentable» el asesinato del juvenil de Barracas Central a manos de la Policía de la Ciudad: «Acá se perdió una vida de un chico que venía de hacer lo que más le gustabaque tenía la ilusión de ser jugador de fútbol para darles una mano a sus padres y se encuentra con un tiro en la cabeza. Es doloroso y lamentable. Dios quiera que esta gente que hizo esto lo pague, lo tiene que pagar».

«No me quedaría tranquilo ni quieto ni un momento si le pasa a un hijo. Pero no tiene que pasarle a un hijo para saltar. Tenemos que estar todos de acuerdo y sobre todo los jueces en tomar cartas en el asunto y que se esclarezca esto porque es fácil decir ‘eran ladrones, eran chorros, usaban gorrita, son negros’, no es así. Los chicos venían de jugar a la pelota, no molestaban a nadie y se encontraron uno con un tiro en la cabeza, y los otros con el dolor de perder a un amigo», concluyó.