La víctima fue apuñalada el 9 de junio en Puerto Madryn, pero murió días después. Su pareja fue acusada por el hecho, pero ahora un hijo de la mujer reconoció ser el autor del homicidio y quedó detenido.

El hijo de una mujer imputada por el homicidio de Mauricio Bracamonte quedó detenido tras reconocer en la audiencia ser el autor del crimen.

Bracamonte recibió una puñalada en el pecho que, según el informe médico, le ocasionó una lesión cardíaca. Fue trasladado al Hospital Isola, donde estuvo internado, pero falleció como consecuencia de las heridas recibidas a los cinco días. El hecho ocurrió el pasado domingo 09 de Junio a las 05.35 en un domicilio ubicado en calle Corcovado, en el barrio Pujol.

Inicialmente, su pareja, Lorena Schinoni, fue detenida en prisión preventiva imputada por la muerte. Pero en la mañana del viernes, en la audiencia realizada en Tribunales, su hijo, Diego Peña, reconoció ser el autor del homicidio.

El joven, de 19 años, quedó detenido en prisión preventiva y también fue imputado por el crimen. La mujer, por su parte, recuperó la libertad pero seguirá sometida al proceso penal en una causa en la que actúa la jueza de la causa es Marcela Pérez.