El Intendente de la ciudad, Ricardo Sastre, fue junto al Presidente de la Junta Vecinal del Barrio Perón, Edgardo Quinteiro, al obrador que mantiene la empresa encargada de la obra en cercanías a la Comisaría Cuarta.
“Esta mañana llegaron los carreteles con los cables que son para las conexiones domiciliarias de los vecinos. Es una obra que nos demanda más de 40 millones de pesos y que va en beneficio de más de 2 mil familias”, dijo el Intendente.
“Son soluciones concretas. Son inversiones, de las más importantes y significativas”, dijo el Intendente.
“Son obras que hace tiempo esperaban los vecinos, y saben que nuestra prioridad es esa, la de dotar de servicios a los sectores más vulnerables, generando igualdad de oportunidades”, dijo el Intendente.
La extensión de redes de energía eléctrica del Barrio Presidente Perón está incluida en la Licitación Pública 14/17.
Sastre admitió sobre fines de 2018 que “si todo marcha dentro de lo previsto, en menos de un año estaremos inaugurando la obra en su totalidad, extendiendo el tendido eléctrico del Barrio Perón, solucionando varios problemas al mismo tiempo. Se le brindará conexión a las familias, y se podrá disminuir el número de enganchados que siempre termina generando algún inconveniente en el tendido eléctrico general”, dijo el Intendente.
“IGUALDAD”
La llegada de los servicios a todos los sectores de la ciudad, son para el Intendente “una condición de igualdad. Es nuestra obligación como Estado ir llegando a cada rincón de Madryn con todos los servicios. Sucede que todos sabemos que nuestra ciudad fue una de las cinco de mayor crecimiento en el país en los últimos quince años con estadísticas reales. Y muchas veces es difícil acompañar ese crecimiento demográfico con obras que puedan soportar esas modificaciones”.
Por eso, Sastre señala “ahora nuestra tarea es doble. No solo es la de realizar obras en la ciudad que puedan tener la capacidad de sostenerse en el tiempo, sino que además debemos ser previsores y evitar que esto vuelva a suceder en los próximos años. Tenemos que pensar en dos cosas: en obras que funcionen, y que además sigan sostenidas en el tiempo acompañando la expansión de la ciudad”.