Dicen que podría seguir propagándose y generar un colapso. El incendio se inició en la parte del techo de la catedral, donde estaba la obra de restauración. El accidente en ese sector es la principal hipótesis de los investigadores.

Un incendio de importante magnitud se desató en la tarde de este lunes en la emblemática catedral de Notre Dame, en París. El inicio del fuego estaría vinculado a los trabajos de renovación que se habían iniciado en el edificio y se inició en el techo de la histórica catedral. Pese al gran despliegue, los bomberos no pueden controlar aún el siniestro que se inició a las 18.50 de París (13.50 hora argentina).

La aguja central de la catedral de Notre Dame de París se derrumbó devorada por un incendio que afectó a buena parte del tejado del templo gótico. Es el corazón de Francia el que está ardiendo. Los franceses miran el incendio con espanto y lágrimas en los ojos, en las calles cercanas y en los puentes. La catedral estaba en plenas celebraciones de la semana Pascua. «Todo está siendo devorado por las llamas. No quedará nada de la estructura, que data del siglo XIX de un lado y del XIII del otro», declaró el portavoz de la catedral, André Finot. La Fiscalía de París abrió  una investigación para determinar las circunstancias del incendio que afecta a gran parte del tejado de la catedral. La Policía Judicial es la encargada de investigar los motivos del incendio que arrancó, que se declaró a las 18.50 hora local (13.50 de la Argentina) en el techo del templo, y que todavía continúa.  El fiscal de París, Rémy Heitz, se encuentra en el lugar de los hechos, acompañado de otras autoridades, como la alcaldesa de la capital, Anne Hidalgo